protagonista del mes septiembre

Ana García, #ProtagonistadelMes de septiembre

Ana García es nuestra fonética NLP Expert. Entró a trabajar en Fonetic, part of Sabio Group, en 2011 y durante 8 años desempeñó cargos multidisciplinares como Senior Speech Scientist y Project Manager, siempre centrada en la mejora lingüística de los asistentes conversacionales. En 2019 decidió cambiar de empresa, pero un año después volvió a Fonetic para desempeñar su actual cargo, NLP Expert, ya que como ella misma explica, “echaba mucho de menos a la gente”. Ana es ingeniera de Telecomunicaciones por la Universidad Carlos III, donde además impartió clases e hizo una tesis doctoral en tecnologías de las comunicaciones. Ahora, además de trabajar en la compañía, está terminando un máster en Inteligencia Artificial en la UNIR. En esta entrevista personal nos cuenta un poco más sobre su día a día dedicada a la mejora de las tecnologías del habla.

P. ¿En qué consiste el trabajo de una NLP Expert?

R. Como NLP Expert me encargo de revisar todo lo relacionado con las tecnologías del habla y la clasificación semántica que se hace en Fonetic. Hay una parte de análisis, automatización y procedimiento, que es de lo que me he encargado siempre.

Se utilizan distintas tecnologías del habla y en mi día a día tengo que entender cómo funcionan y, en colaboración con los equipos, integrarlas y sacar de ellas lo que más nos interesa, para que las llamadas se puedan enrutar correctamente y hacer un análisis posterior.

Una vez que la tecnología ha sido integrada, también trabajo en proyectos concretos con clientes para analizar, revisar y dar soporte a los lingüistas que se encargan de mantenerlos.

P. ¿Qué es lo que más te gusta de tu trabajo?

R. Lo que más me gusta es que, al analizar las tecnologías del habla, tienes mucho contacto con el cliente y trabajas con nuevas tecnologías de Google, Nuance, Microsoft… También me gusta la parte de análisis de datos, es algo vivo que cambia.

Por otro lado, la docencia me ha gustado siempre, al ser soporte transmito conocimiento técnico a lingüistas y he realizado cursos de forma interna para explicar el funcionamiento de ciertas tecnologías, sus defectos, cómo trabajar con ellas, etc.

P. ¿Por qué decidiste volver a Fonetic? ¿Qué te convenció?

R. Me convenció echar mucho de menos a la gente de Fonetic, ya que es como una pequeña familia. Se genera mucho vínculo entre las personas y Víctor, el director de Operaciones, me convenció para tomar la decisión. Además, en Fonetic hay ciertos beneficios para los empleados, como la posibilidad de trabajo en remoto, que tuvieron mucho peso en mi decisión.

P. ¿Cuál es el proyecto que más te ha marcado durante tu carrera en Fonetic?

R. Uno de los que más me ha marcado ha sido Vodafone. Empecé a trabajar en Fonetic justo cuando se ganó el proyecto hace 10 años y se retomó la línea de negocio de asistentes conversacionales. Personalmente creo que es el mejor proyecto que hemos hecho y seguimos haciendo, en el que se aprende mucho.

Por otro lado, es verdad que nos costó mucho, ya que era algo muy nuevo, en el que tuvimos que crear un equipo, además de la metodología, pero ahora miro hacia atrás y me siento muy orgullosa por lo que hemos logrado. Muchas de las personas que empezaron ese proyecto hace ya una década, siguen trabajando hoy en la compañía.

P. ¿Qué destacarías de tus compañeros?

R. Todos los compañeros están ahí para lo que te haga falta. Si levantas la mano, hay muchas personas dispuestas a dejar de hacer su trabajo para ayudarte y quedarse contigo el tiempo que necesites. Trabajar con excelentes profesionales y sobre todo buenas personas siempre es agradable, en todo momento hay alguien que sabe de lo que necesitas y si no, está encantado de ponerse a aprender contigo.

P. ¿Cómo definirías a Fonetic en una frase?

R. Haciendo referencia a la película Trolls, diría que una frase que define muy bien lo que es Fonetic sería “ningún troll se queda atrás”. En Fonetic no importan los obstáculos a los que tengamos que enfrentarnos para llegar a nuestros objetivos. Somos un núcleo unido y llegamos a cumplirlos todos juntos, sin dejar a nadie atrás.

P. Cuéntanos una anécdota Fonética.

R. Te podría contar muchas: los desayunos con Rosa en la cocina, las cenas de Navidad, los atracones de galletas de chocolate en la cueva…

Recuerdo lo bien que me lo pasé en un Team Building que hicimos, una especie de “Master Chef” en el que por equipos teníamos que cocinar varios platos, había un jurado de expertos que valoraban el plato ganador y luego nos sentamos a comérnoslos todos juntos. Los equipos estaban formados por gente de distintos departamentos con la que no solías trabajar y algunos casi no nos conocíamos. En esta época de coronavirus se echa mucho de menos disfrutar momentos como esos.

Compartir

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Noticias relacionadas

¿Estás interesado en nuestros servicios?​

Si quieres saber más sobre nuestros Bots as a Service (BaaS), Voicebots y Chatbots o herramientas de analítica, contáctanos